Cómo cambiar el diseño de los iconos de la Barra de tareas de Windows 10 sin aplicaciones de terceros
Windows

Cómo cambiar el diseño de los iconos de la Barra de tareas de Windows 10 sin aplicaciones de terceros

Una de las opciones que más atraen a los usuarios de PC y en general de gadgets con pantalla, es la capacidad de personalización y en Windows las opciones, sin tener que recurrir a aplicaciones de terceros, son enormes. Podemos cambiar temas, fondos de pantalla y también el aspecto de los iconos en la "Barra de tareas".

Podemos usar varios tipos de iconos en la "Barra de tareas" de forma que una misma aplicación pueda presentar diseños distintos en función de la configuración elegida. Y eso es lo que vamos a ver en este tutorial: dónde se esconden las opciones y cuales están disponibles.

Diseño minimalista o aspecto retro

Barra 8

Podemos elegir entre distintas formas en las que mostrar los iconos de aplicaciones que tenemos abiertas en la "Barra de tareas" en Windows 10. Desde un diseño más minimalista a otro más tosco y con reminiscencias al pasado de Windows.

Para poder acceder a las distintas opciones lo más fácil es pulsar con el botón derecho sobre el area vacía de la "Barra de tareas" que queda a la derecha de las aplicaciones que tenemos abiertas. Otro método es acceder al menú "Configuración" y buscar el apartado "Personalización" pero el primer método es más rápido.

Barra 1

Al hacer click sobre la "Barra de tareas" veremos como aparecen distintas opciones. Una de ellas es la que permite minimizar el tamaño de los iconos. Basta con activar el interruptor de "Usar botones de barra de tareas pequeños" y estos se reducen a la mínima expresión.

Barra 2
Barra 3

Otra de las opciones para optimizar el espacio es la de "Mostrar distintivos en la barra de tareas". Esta opción es la que permite desactivar los indicadores del número de notificaciones que aparecen junto al icono. De esta forma no veremos el número de avisos que tenemos pendientes en cada aplicación abierta.

Barra 6

Pero la opción que permite un cambio más global es la que aparece en la sección de "Personalización". Tendremos que pulsar en el texto titulado "Combinar los botones de la barra de tareas" para que se abra un desplegable con tres opciones distintas.

Barra 4

En función de la estética que más nos interese podemos elegir una u otra opción, teniendo en cuenta que podemos revertir los cambios en cualquier momento:

  • Siempre, ocultar etiquetas: con esta opción accedemos a un diseño minimalista, máxime si usamos los iconos pequeños. Con este diseño los iconos de las aplicaciones abiertas no mostrarán los nombres y si por ejemplo tenemos varias ventanas abiertas, estas se verán agrupadas. Es ideal para pantallas pequeñas por el poco espacio que necesita.
  • Cuando la barra de tareas está llena: en este caso, los iconos de las aplicaciones abiertas muestran el nombre en un recuadro más tosco y además sólo se agruparan si llenan todo el espacio en la "Barra de tareas".
  • Nunca: por último, esta opción hace que todos los iconos muestren el nombre y nunca se agrupen. Una opción de diseño que muestra un aspecto de los iconos similar al empleado en versiones anteriores del sistema operativo, caso de Windows 7 y anteriores.
Barra 5

Además, entre las opciones de personalización, la "Barra de tareas" cuenta con un apartado en el que podemos hacer que esta se oculte automáticamente y sólo se despliegue al acercar el ratón, una opción que a mi me gusta mucho al mostrar un escritorio aún más limpio.

Barra 9

Como vemos se trata de aprovechar las opciones que ofrece Windows 10 y no tener que recurrir a aplicaciones de terceros para poder cambiar el diseño que ofrece la "Barra de tareas".

Editar los iconos

Iconos

Además podemos personalizar el icono de cada una de las aplicaciones que tenemos en la barra y el paso previo es editar el icono de acceso directo que es el que se encuentra en el escritorio.

Iconos

Para hacerlo basta con hacer click con el botón derecho del ratón o trackpad sobre el que quieres modificar. Veremos una ventana con varias opciones y elegimos "Cambiar icono" dentro de la pestaña "Acceso directo". Con el buscador debemos encontrar en el disco duro algún archivo cuya extensión sea .ICO, pues los archivos PNG, JPG, SVG, etc., no funcionan. No obstante estos pueden pasarse a formato .ICO con muchas páginas web

Con el icono ya cambiado, sólo queda arrastrarlo a la "Barra de tareas" teniendo en cuenta que si estás cambiando un icono que ya está anclado, deberás quitarlo de la barra y volver a anclarlo para que los cambios se apliquen.

Temas
Inicio