Compartir
Publicidad
Algunos fabricantes de PCs se quejan por el Surface Book, ¿qué debe hacer Microsoft?
Portátiles

Algunos fabricantes de PCs se quejan por el Surface Book, ¿qué debe hacer Microsoft?

Publicidad
Publicidad

A estas alturas nadie pone en duda que el Surface Book, anunciado por Microsoft la semana pasada, promete ser un producto excelente que atraerá el interés de muchos consumidores una vez que se ponga a la venta (de hecho, ya lo está haciendo en su fase de pre-venta, al haberse agotado ya el inventario de todos sus modelos).

De hecho, a ojos de algunos analistas y fabricantes el Surface Book resulta ser demasiado bueno, y no en un sentido positivo. Esto es porque el nuevo portátil de Microsoft estaría amenazando la participación de otros fabricantes (¡sus socios!) en un mercado que ya de por sí está decreciendo sin parar.

Super pumped "Ha ocurrido una gran perturbación en la fuerza, como si millones de Lenovo Yoga de pronto gritaran de terror, y luego fueran silenciados"

Esto se refleja en cosas como las declaraciones que un ejecutivo de Asus hizo el día de la presentación del Surface Book. Jonney Shih, actual presidente de la compañía, dijo lo siguiente al momento en que desveló el portátil de Redmond: "creo que vamos a tener que conversar seriamente [con Microsoft] sobre esto" ("I think we are going to have a serious talk about that”).

Asus sobre el Surface Book: "Vamos a tener que conversar con Microsoft acerca de esto"

Parte de la molestia de Shih parece deberse a que Microsoft no informó con anticipación a sus socios sobre el lanzamiento de este dispositivo, a lo cual el jefe de la división de Windows, Terry Myerson, responde que en Redmond sí notificaron a sus socios sobre la salida de nuevos dispositivos de la gama Surface, pero sin dar detalles más específicos para así poder mantener la sorpresa del evento (de lo contrario habrían habido filtraciones, que fue justamente lo que se logró evitar en esta ocasión).

Microsoft también ha dado otras respuestas recalcando que para ellos las relaciones con sus socios fabricantes son sumamente importantes (lo cual es cierto), pero que a la vez buscan complementar el rol de estos, expandiendo el ecosistema Windows hacia segmentos en los cuales hoy tienen una presencia muy débil, como la gama alta de los portátiles (algo de lo cual Guillermo Julián ya nos comentaba hace más de un año).

El problema de fondo: los fabricantes no están a la altura

Precision M4500 Overview 1

Existen varias razones para pensar que en este incipiente conflicto (si podemos llamarlo así) la razón está más del lado de Microsoft que del de los fabricantes que se sienten amenazados.

Para empezar, si los fabricantes hicieran bien su trabajo, el Surface Book no tendría ni siquiera que existir (o más bien, no tendría que ser fabricado y vendido por Microsoft). Ya comentamos por acá en su momento como el rol del hardware en la nueva Microsoft no es el de constituir un modelo de negocio en sí mismo, es decir, que Microsoft no quiere que su giro sea la fabricación de hardware, sino que crean nuevos dispositivos como un medio para lograr un fin: expandir y mejorar el ecosistema Windows. Abarcar las áreas que los fabricantes no están cubriendo.

Microsoft está haciendo lo correcto: emprender una batalla contra la mediocridad en el ecosistema Windows

Ya en ocasiones anteriores Microsoft ha cancelado el lanzamiento de dispositivos (como el Surface Mini) que se solapan demasiado con lo que otros fabricantes ya están haciendo bien. Microsoft no quiere quitarles cuota en esos segmentos ya que, como decíamos, la fabricación de PCs no es el giro de Redmond. Pero sí están decididos a actuar en aquellas categorías donde la mediocridad o desgana de Dell, HP, Asus y similares estén perjudicando a la plataforma, y dándole razones a la gente para pasarse a los Mac o los Chromebook.

Surface Book Pavo Real

Justamente la gama alta es uno de esos segmentos donde los fabricantes de PCs más quedan al debe. La mayoría de los portátiles caros hoy en día son simplemente portátiles de gama media con más especificaciones ("más de lo mismo"), algo que suena obvio, pero que no debería ser así, ya que la gama alta es el segmento donde deberíamos ver mayor innovación y nuevas tecnologías que impliquen un salto adelante para la industria completa, tales como a refrigeración líquida, GPU especial, y el conector Muscle Wire que sostiene la pantalla del Surface Book.

Resulta difícil de creer que empresas que se dedican exclusivamente a fabricar PCs sean incapaces de hacer algo mejor que el Surface Book

Con el Surface Book lo único que hace Microsoft es poner una vara o meta que los fabricantes deben superar. Y la verdad es que resulta difícil de creer que empresas que se dedican principalmente a fabricar PCs sean incapaces de hacer algo mejor que un Surface Book, creado por una compañía centrada en el software y los servicios (y si de verdad no pueden, ¿cuál es su razón de existir? ¿qué ventaja competitiva han desarrollado que justifique su presencia en la industria?).

Por último, los fabricantes deberían considerar como una oportunidad el renovado interés que ha surgido por los PCs de gama alta luego del anuncio de Microsoft. La empresa se ha preocupado mucho de no iniciar una guerra de precios, y en su lugar está cobrando bastante por sus nuevos equipos, que aun así se están vendiendo como pan caliente.

Eso es prueba de que sí hay disposición a pagar por portátiles premium, y de que si Asus, Lenovo, Dell y compañía hacen las cosas bien pueden lograr capturar parte importante de los ingresos que hoy Microsoft está recibiendo en esa área (e incluso obtener mejores resultados, ya que cuentan con una mejor red de distribución a nivel global).

En resumen: estimados fabricantes, dejen de llorar por el Surface Book y salgan a patear traseros.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio